Visitar altea en tres dias

Altea en 3 días

Qué hacer en Altea en una visita de tres días.

En Altea hay cientos de cosas que hacer y visitar porque Altea está llena de vida todo el año. Depende del momento del año en que nos visites y del tiempo que haga, tenemos varias sugerencias que hacerte.
Altea está considerado como uno de los pueblos más bonitos de al Comunidad Valenciana junto con Jávea, Peñíscola o Moraira, y por tanto pasear por sus calles ya merece la pena.

Lugares que visitar en Altea

El puerto y el paseo marítimo:

Pasear por el puerto pesquero y el Club Náutica de Altea, dejarse llevar entre los pantalanes y los aperos de pesca, ver los barcos que salen a faenar o disfrutar de la subasta del pescado a media tarde, ver la puesta de sol desde el malecón del faro verde, sobre todo si te gusta la fotografía.
Desde el puerto puedes seguir en dirección al pueblo siguiendo la playa y el rival marinero del que aún quedan algunas casitas típicas de dos o tres plantas.

El casco antiguo y la cúpula:

Desde el parking junto a la playa es fácil llegar a la iglesia de abajo (la de San Francisco) y un poco más arriba, a la altura de la casa de la cultura, puedes subir por las escaleras entre casas típicas y buganvillas de color fucsia hast del patio del agua, que queda a mano derecha y hasta arriba al mirador que ofrece unas vistas magníficas de Calpe. A las espaldas del mirador sigue la calle del portal vell que te llevará a un arco por el que llegarás a la plaza de la iglesia por el carrer major.

Pasea por la plaza, visita la iglesia la iglesia y el mirador que ofrece vistas al puerto, el Albir y Benidorm. Déjate llevar por las calles que serpentean, suben y bajan y están llenas de pequeñas galerías de arte y tiendas de moda y artesanía.

En verano hay unos puestos de artesanía que rodean la plaza, cuadros colgados de los balcones (balconadas) y la feria del pequeño formato con puestos de cuadros y pequeñas obras de arte.

Recorre la costa:

La costa de Altea está salpicada de pequeños puertos con sus chiringuitos y restaurantes. Puedes llegar andando o visitarlos en coche. Tenemos El portet, el más pequeño de los puertos, con un chiringuito de pescado, parrilladas de carne, tapas y ensaladas, con muy buenas vistas y ambiente agradable. También alquilan tablas y kayacs.
El en puerto de marymontaña, a la altura de Porto Senso, hay otro puerto pequeño, algo mayor que el anterior, con un bar y un restaurante en el faro verde que ofrece unas vistas preciosas de la montaña y la bahía. Comerás viendo nadar a los peces junto a tu mesa.
Más adelante está el puerto de Campomanes con varios comercios, barcos más grandes y muchos sitios donde comer o tomar una copa.

Pasea por la huerta:

Altea tiene diferentes “partidas” o barrios en la huerta. Desde el centro del pueblo, al principio de la avenida Juan Alvado, encontrarás a la derecha un camino que sube bastante empinado unos metros, luego la pendiente disminuye hasta quedar casi en plano. Este camino te lleva al barrio de San Roque con su ermita y sus casitas de huerta.

El río Algar:

Desde la desembocadura del río Algar inicia un camino hacia el interior que pasa junto a las pistas deportivas y llega hasta Callosa.

Disfruta de la auténtica cocina mediterránea:

Los restaurantes en Altea son bastante buenos, pregunta a la gente si tienes dudas, pero es difícil caer en una “turistada” porque la calidad media es alta. Pero pregunta sobre todo si en las fechas en las que nos visitas hay en marcha alguna de las jornadas gastronómicas que organiza el ayuntamiento, Se organizan varias veces al año con diferentes temáticas: la cocina de las barcas, del otoño, ruta de tapas, … Infórmate.

Fiestas en Altea

Fiestas en Altea

Es bastante probable que se esté celebrando alguna fiesta. Consulta el calendario de fiestas en nuestra web.

Es bastante probable que se esté celebrando alguna fiesta. Consulta el calendario de fiestas en nuestra web.

Sierra Helada y el faro del Albir.

Al final de la playa de Cap Blanc empieza la falda de sierra Helada, parque natural. Puedes dejar el coche en un parking que se encuentra a la entrada del camino del faro y desde allí se inicia un paseo con vistas fácil de seguir incluso con niños.

No tienes conexión a Internet